Inspector Van Veeteren

Människa utan hund. La noche más oscura. (2006)

Borkmann’s Point (2994) del autor sueco Håkan Nesser (1950), es la segunda novela policiaca de 10 con el inspector Van Veeteren. Está narrada en tercera persona.  El asesino camina y piensa, recorre su Kaalbringen, y reflexiona, tenía que hacerlo, por él, pero principalmente por ella.

Las 10 novelas policiales con el Chief Inspector Van Veeteren, se desarrollan en el pueblo ficticio de Maardam que puede situarse en Holanda, Suecia, Alemania o Polonia. Está en sus sesenta y a partir de la sexta novela se ha retirado a su librería de libros antiguos y a jugar ajedrez.

La acción de Borkmann’s Point se desarrolla entre el 31 de agosto y el primero de octubre en la pequeña ciudad de Kaalbringen.  El autor reproduce su atmósfera, la estación de policía en la Grande Place, el hotelito The Sea Warf, con vista a la bahía, el faro, el restaurante The Blue Ship y The Fisherman’s Trend. El mar y la casa de Bausen con una cava bien surtida.

Van Veeteren, treinta años en la policía, está vacacionando en Kaalbringen con su hijo Erich, con el que parece tiene una mala relación, pero no se dan más detalles.  Lo llama su jefe Hiller, le pide que ayude a la policía local para aprender a un asesino.

Tres hombres habían sido asesinados con un hacha que les había rebanado el cuello, casi cortándoles la cabeza.   La prensa empieza a hablar del “Axman”, el “hombre-hacha”.

El Detective Chief Inspector Bausen, , de la policía de Kaalbringen, está viviendo sus últimas semanas antes de retirarse viudo, su hija había fallecido. Se retiraría el 30 de septiembre.  La novela describe las investigaciones de Bausen, Beate Moerck, Krope, y los constables Bang and Mooser de Kaalbringen. Apoyados por Van Veeteran y Münster quien llega a apoyarlo (el autor nos distaerá con su vida conyugal con Simms).

Otros personajes son el patólogo, el Dr. Meuritz; Cruicksank, el periodista alojado en el mismo hotel que Van Veeteran y Münster. El Dr. Mandrijn del Seldon Hospice donde estuvo internada una paciente de nombre Brigitte Kerr. Erich Meisse y Beatrice Linckx, el amigo y la pareja de Maurice Rühme.

Los tres hombres asesinados son: Heings Eggers, exconvicto, drogadicto, narcotraficante.

Ernst Simmel. Casado con dos hijos. Dedicado a los negocios no muy lícitos, bienes raíces, acababa de llegar de España. Maurice Rühme, médico joven, había tenido problemas con drogas, hijo de prestigiado médico. Recibe la peor muerte. Junto a su cuerpo el asesino dejó el hacha.

Los detectives buscan exhaustivamente alguna conexión entre los tres hombres asesinados.  Suponen que es un hombre.  El único vínculo que encontraron fue que los tres habían llegado recientemente al pueblo. Dos tiene problemas con drogas. Simmens se relacionaba con prostitutas.

El asesino los estaba esperando mientras recaban toda la información posible de las víctimas, la analizan, interrogan a las personas con las que tenían relación. No encuentran nada más.

El inspector Van Veeteren recordó las palabras de su antiguo jefe, el inspector Borkmann  un antiguo profesor: “en cada investigación, se llega a un punto en que no es necesaria más información. Cuando se llega a ese punto, sabemos ya lo suficiente para resolver el caso con nada más que bien pensar. Un buen investigador debe tratar de establecer cuando se alcanza ese punto, o, mejor, cuando se ha pasado. Es esa habilidad o su ausencia lo que distingue a un buen investigador de uno malo. El malo carga con lo innecesario“.

Beute Moerk encuentra algo en el reporte que les había entregado Bausen, el reporte que había sido enviado por la policía de Aarlach. El Axman la secuestra.

A lo largo de la investigación Bausen invita a su colega Van Veeteren a disfrutar los vinos de la cava que ha ido almacenando para su retiro.  Juntos disfrutan el vino y el ajedrez.

Van Veeteren recuerda sus partidas de ajedrez con Bausen.  Lo que platicaron entre jugadas y discutiendo jugadas de ajedrecistas famosos. Bausen dice haber tenido una hija y una esposa ya muertas. Y que se ha dedicado a tener una cava para su retiro.

Inspector Gunnar Barbaroti

La noche más oscura (2006)

Primera de 7 novelas policiales con el inspector Gunnar Barbaroti.

Karl-Erik y Rosemarie Hermansson se habían estado preparando para festejar los 65 años de Karl-Erik y los 40 de la hija mayor Ebba.  Los hijos llegarían el día anterior al festejo. Ebba, su esposo Leif, sus hijos Henrik de dieciocho y Kristoffer de 14 años.  Robert es el hijo.  La hija menor Kristina con su esposo Jakob y su niño de dos años Kelvin.  Ellos habían reservado una habitación en el hotel de Kymlinge.

Karl-Erik y Rosemarie Hermansson habían sido maestros y estaban jubilados. Karl-Erik decidía todo, desde el menú de las comidas hasta la venta de la casa y su mudanza a España.  La madre rumiaba en silencio su sumisión. El orgullo del padre era Ebba, médico, y como él, con carácter “decidido”.  La gran desilusión era su único hijo varón que un mes antes había salido en la transmisión de un reality show, masturbándose frente al mar.  Kristina, la hija menor no aparece en los pensamientos o preocupaciones de los padres.  Se había casado con un funcionario del  medio de la televisión con cierta importancia, y estaba embarazada.

Los hijos y los nietos llegaron la tarde anterior del cumpleaños. El padre había planeado todo, pero no la atmósfera tensa de esa noche.  Después de la cena Robert salió.  Nosotros sabremos que salió a caminar, que llamó a una mujer que lo invitó a su departamento. Robert no llegó ni a dormir ni al día siguiente a la cena de cumpleaños.  Esa noche Jakob se retiró temprano porque tenía que regresar a Estocolmo. Henrik se sinceró con Kristina, “soy gay”.  Ella se rió y lo besó.  Y lo invitó a su hotel.

Robert y Henrik desaparecieron y nunca los volvieron a ver.  El encargado de la investigación fue el inspector Gunnar Barbarotti, de origen italo sueco, trabajaba en la policía de Kymlinge. Divorciado, estaba obsesionado con mostrar la existencia de Dios, según se resolvieran, o no, lo que le pide. Ewa Bacman era su colega y amiga.

Pasaron los meses, los padres vendieron la casa y se fueron a España.  La altiva y segura Ebba estaba deshecha.  Gunnar Barbarotti se había obsesionado con resolver la desaparición de Robert y Henrik.

Håkan Nesser. Kumla, Suecia, 1950.

Håkan Nesser. Borkmann’s Point. NY: Pantheon Books.  2006. 321. págs. Traducción de Laurie Thompson.

Håkan Nesser. La noche más oscura. España: Ediciones Destino. 2021. 637 páginas.