DetectiveChen Cao

La ciudad de Shanghái con sus más de veinte millones de habitantes y su espectacular desarrollo durante las últimas décadas, es la ciudad donde vive y trabaja el Inspector en Jefe Chen Cao, poeta, traductor y policía.  Al finalizar sus estudios de Literatura Comparada con una tesis sobre T.S. Elliot, el comité de empleos de la ciudad lo designó al Departamento de Policía de la ciudad de Shanghái pues requerían la traducción de un manual del inglés al chino.  De esta manera comenzó la carrera de Chen Cao como detective, de la cual conocemos ocho de los casos que investigó: Death of a Red Heroine (2000); A Loyal Character Dancer (2002); When Red Is Black (2004); A Case of Two Cities (2006); Red Mandarin Dress (2007); The Mao Case (2009); Don’t Cry, Tai Lake (2012); Enigma of China (2013).

Chen Cao como policía es testigo y protagonista de las transformaciones de su sociedad y de su ciudad.  A partir de la década de los noventa, cuando investiga su primer caso y hasta el último que parece concluir con el final de su trabajo como detective, se pueden seguir las cadenas de causas-efectos que fueron provocando cambios en los individuos, en sus actividades y en su ciudad, principalmente el acelerado ritmo de la construcción de los más inimaginables rascacielos que cambiaron el paisaje urbano, el capitalismo desbordado que creó millonarios y billonarios y la corrupción que se generó a todos los niveles de las estructuras gubernamentales.  Pero Chen Cao vive también en un mundo que parece ha podido conservar sus tradiciones milenarias pues se mueve en el mundo de la poesía, que aglutina la sabiduría de un pasado milenario y disfruta de la maravillosa comida china que junta a las personas y fortalece los lazos de amistad solidaria entre las generaciones posteriores a la infame Revolución Cultural de Mao. Los ocho casos de Chen Cao contrastan el crimen, la corrupción y los intereses políticos y económicos más brutales con la sublime poesía y la maravillosa gastronomía china.

Como su protagonista,  Qiu Xiaolong también es  poeta y traductor.

 

œ œQiu Xiaolong Enigma of ChinaEl libro tiene la siguiente dedicatoria: “A los cibernautas chinos que luchan por su existencia en el ciberespacio -inimaginable en cualquier otra parte- que se enfrentan al control del autoritarismo”.

El último caso de Chen se origina por el famoso y muy actual fenómeno chino que en inglés se ha traducido como “Human flesh search engine” y que en español se podría traducir como “motores humanos de búsqueda”: miles de cibernautas anónimos creando redes que a través de blogs o fórums,  buscan y al mismo tiempo aportan información e identificación sobre alguna persona o cuestión exponiendo casos de corrupción y fraudes.

En este caso, el director del Comité de desarrollo de la vivienda de Shanghái llamado Zhou Keng, ligado con los empresarios de los grandes desarrollos inmobiliarios, se suicida mientras estaba arraigado en el Hotel Villa Moller. Este personaje había sido el blanco de los cibernautas cuando expusieron su fotografía donde aparece una cajetilla de cigarros de alto costo, “95 Majestad suprema” (nos enteraremos que ciertas marcas de cigarros se fabrican especialmente para los altos oficiales chinos y la población sólo puede tener acceso a ellos bien por regalo o pagando altos precios).  Al ser expuesto como un funcionario corrupto ligado a intereses y  prácticas desleales para bajar el precio de los inmuebles, se le “zhuangguizó”, una especie de detención extralegal que realiza el cuerpo disciplinario del partido, originada por la incontrolable corrupción del sistema.  Mientras está aislado aparece colgado y ante la duda de si fue suicidio o asesinato, se le pide a Chen Cao que es el más respetado policía de Shanghái que realice una investigación paralela a las de los camaradas Jiang Ke, del gobierno de la ciudad de Shanghai y Liu Dehua, del Comité disciplinario del Partido.

Chen Cao nominalmente es el jefe del escuadrón de casos especiales pero está cada vez más ausente por su cargo en el partido, situación que no le impide realizar su propia investigación, apoyado por sus colaboradores de siempre como Yu, su pareja y amigo y los muy valiosos consejos de su esposa Peiquin y el detective Wei quien morirá sospechosamente.

La poesía, las tradiciones y la maravillosa comida china son referencias obligadas para el policía poeta Chen Cao, en este caso la poesía ligada a los jardines, las creencias sobre los difuntos y la comida de una región de China.  Pero además, utiliza el cuadro de Salvador Dalí, “El enigma de Hitler” para comparar el teléfono roto gigante con una lágrima como el control ideológico sobre la gente, y dice que en China habría solo que cambiar el teléfono con un cable de internet y la foto de Hitler con una de Mao.  Su madre enferma y sus amigos de siempre ahora transformados en millonarios como Overseas Chinese Lu y Mr. Gu, dueño del Grupo del Nuevo Mundo reafirman la solidaridad del pueblo chino.

Pero Chen Cao sabe que ahora está más involucrado con el partido que con la policía y tiene que decidirse por la justicia o por lo que más conviene a los intereses políticos del momento, para los cuales la justicia es como una pelota de color en las manos de un mago, capaz de cambiar de color con solo un latido.

Al principio del libro Chen Cao había conocido a la periodista Lianping del diario “Wenhui Daily en una conferencia titulada “El enigma de China” en la Asociación de escritores de Shanghái. Las páginas finales en el exclusivísimo y carísimo restaurante de Gu, reproducen los maravillosos diálogos entre amigos, intercalados de versos y descripciones de los platillos que se les van sirviendo.  Escéptico le dice que debemos pasar en silencio sobre aquello de lo que no podemos hablar, pero busca la forma de comunicarle los encubrimientos, corrupciones y asesinatos que ha descubierto, sin saber qué va a ser de él cuando entregue su reporte.

En un momento de desencanto y cansancio, recordando sus primeros años de policía y poeta idealista, había recordado a un poeta confucianista, y vuelve a pensar “El tiempo realmente vuela…”

 Autor Qiu Xialong, Shanghái, China. 1953.

Ficha Qiu Xiaolong. Enigma of China. Minotaur Books, 2013.  288 pages. Amazon Kindle Edition.

§

     En Red Mandarin Dress, en español Seda roja,  Chief Inspector Chen Cao, tiene un permiso especial para realizar un trabajo sobre poesía, lo que no le impide apoyar a su ayudante Yu Guangming, en la investigación de los asesinatos de tres jóvenes mujeres encontradas en diferentes partes de Shanghái vestidas con un vestido rojo tipo mandarín. Por una parte las pesquisas nos muestran una ciudad milenaria y al mismo tiempo del siglo veintiuno, nos ponen en contacto con la intensa actividad de los empresarios, sus abogados y su complicidad con las autoridades en la construcción de los impresionantes complejos inmobiliarios y por la otra lo que hay detrás de la historia del vestuario chino de tipo mandarín: la tela, el color y el diseño de los vestidos de las jóvenes Jasmín, Quiao y Tang.

Chen Cao, el poeta metido de detective, estudia las contradicciones en las historias amorosas de la literatura China antigua, busca lo que subyace o estructura esas narraciones y con esta perspectiva percibe la investigación criminal de tal manera que  van desarrollando paralelamente la investigación académica y la policiaca.  Versos de la poesía china tradicional se incluyen en los diálogos de Chen, con sus metáforas tomadas del mundo natural (cielo, luna, agua, viento, etc.), dando a la lectura un ritmo diferente a las novelas de detectives.

Otro aspecto interesante es la introducción de un elemento innovador en el mundo chino: el trabajo policial con un acercamiento psicoanalítico. Al estar estudiando el complejo de Edipo en tres narraciones de textos clásicos, Chen aplica su metodología literaria al indagar la historia de Jasmín, su “mala suerte” que la ha perseguido a ella y a su padre Tian, involucarado en actividades políticas,  la trágica muerte de una joven violinista Mei Ming, su hijo y con la casa que habitaban convertida ahora en un restaurante de lujo.

También nos muestra la vida de las otras dos jóvenes “three-accompanying girl”, algo así como una metáfora para las jóvenes que comen-bailan-acompañan a los hombres.

 Qiu Xialong, Shanghái, China. 1953.

Qiu Xialong, Red Mandarin Dress. New York: St. Martin Minotaur. 2007.310 págs.

Qiu Xialong, Seda roja. Barcelona:Tusquets Eds., col. Andanzas. 2010

§

9781569472422 Desde ésta, su primera novela, Death of Red Heroine, La muerte de una heroína roja en español, que se sitúa en el año de 1990, Qiu Xialong, va mostrando la acelerada transformación de la ciudad de Shanghái y de sus habitantes. Las generaciones que nacieron antes o alrededor de los años sesenta vivieron la llamada Revolución Cultural dirigida por  Mao Zedong, esa ignominiosa campaña política-ideológica en la cual la actividad intelectual fue considerada una actividad contrarrevolucionaria “burguesa”; en 1989 fueron testigos y tal vez participantes de la masacre de la Plaza de Tian’anmen y a partir de la apertura de China, favorecidos o víctimas del tránsito entre el antiguo y el nuevo sistema.

Chen Cao estudió Literatura Comparada y escribió su tesis sobre T.S. Elliot, sin embargo, por decisión del comité de empleos de Shanghái se le designó detective de la Policía. Su primer caso fue investigar la muerte de una joven mujer cuyo cadáver fue encontrado en un río a las afueras de Shanghái.  La mujer asesinada era una joven trabajadora de nombre Guanhong Ying quien había sido considerada como “la trabajadora modelo”; fue asesianda por  Wu Xiaoming, famoso fotógrafo e hijo de un político influyente. El que sepamos desde el principio quién es el asesino no nos afecta la lectura pues lo importante es tratar de encontrar el móvil, según afirma el secretario del Partido Li Guohua, superior y protector de Chen. Finalmente, resolver el caso es sólo una cuestión política entre las fuerzas del antiguo y el nuevo sistema ante la apertura que está llevando a cabo China: el crimen se castiga según lo que es “políticamente correcto” para el partido, no por el crimen, y en este caso, por “la perversa influencia burguesa occidental” del asesino.

La novela refleja las tensiones provocadas por el ascenso de una clase privilegiada y las formas tradicionales de vida de la sociedad china: la solidaridad de la periodista Wang Fu (buscando una visa para reunirse con su esposo, exiliado en Japón); los valores de la amistad de Lu Tonghao, “Overseas Chinesse” y su esposa Ruru (que además nos muestran la forma el incipiente capitalismo a nivel familiar); el ideal conyugal entre el detective Yu Guangming y su esposa Peiquin; el hombre de negocios Ouyang que lo invita a comer exóticos platillos en su viaje a Guangzhou y, tal vez un poco previsible, el amor y entrega de Ling, la novia de Beiging. Dos complementos maravillosos que enriquecen la lectura: los versos de poetas chinos que nos dejan con imágenes como “emancipated wasp waist” o “Time can make the difference. And times flies” y las descripciones de la comida china.

 Qiu Xialong, Shanghái, China. 1953.

Xialong, Qiu. Death of a Red Heroine. New York: Soho Press. 2000.  464 págs.