Qiu Xiaolong. “Enigma of China”. “Red Mandarin Dress”. “Death of a Red Heroine”

DetectiveChen Cao

La ciudad de Shanghái con sus más de veinte millones de habitantes y su espectacular desarrollo durante las últimas décadas, es la ciudad donde vive y trabaja el Inspector en Jefe Chen Cao, poeta, traductor y policía.  Al finalizar sus estudios de Literatura Comparada con una tesis sobre T.S. Elliot, el comité de empleos de la ciudad lo designó al Departamento de Policía de la ciudad de Shanghái pues requerían la traducción de un manual del inglés al chino.  De esta manera comenzó la carrera de Chen Cao como detective, de la cual conocemos ocho de los casos que investigó: Death of a Red Heroine (2000); A Loyal Character Dancer (2002); When Red Is Black (2004); A Case of Two Cities (2006); Red Mandarin Dress (2007); The Mao Case (2009); Don’t Cry, Tai Lake (2012); Enigma of China (2013).

Chen Cao como policía es testigo y protagonista de las transformaciones de su sociedad y de su ciudad.  A partir de la década de los noventa, cuando investiga su primer caso y hasta el último que parece concluir con el final de su trabajo como detective, se pueden seguir las cadenas de causas-efectos que fueron provocando cambios en los individuos, en sus actividades y en su ciudad, principalmente el acelerado ritmo de la construcción de los más inimaginables rascacielos que cambiaron el paisaje urbano, el capitalismo desbordado que creó millonarios y billonarios y la corrupción que se generó a todos los niveles de las estructuras gubernamentales.  Pero Chen Cao vive también en un mundo que parece ha podido conservar sus tradiciones milenarias pues se mueve en el mundo de la poesía, que aglutina la sabiduría de un pasado milenario y disfruta de la maravillosa comida china que junta a las personas y fortalece los lazos de amistad solidaria entre las generaciones posteriores a la infame Revolución Cultural de Mao. Los ocho casos de Chen Cao contrastan el crimen, la corrupción y los intereses políticos y económicos más brutales con la sublime poesía y la maravillosa gastronomía china.

Como su protagonista,  Qiu Xiaolong también es  poeta y traductor.

 

œ œQiu Xiaolong Enigma of ChinaEl libro tiene la siguiente dedicatoria: “A los cibernautas chinos que luchan por su existencia en el ciberespacio -inimaginable en cualquier otra parte- que se enfrentan al control del autoritarismo”.

El último caso de Chen se origina por el famoso y muy actual fenómeno chino que en inglés se ha traducido como “Human flesh search engine” y que en español se podría traducir como “motores humanos de búsqueda”: miles de cibernautas anónimos creando redes que a través de blogs o fórums,  buscan y al mismo tiempo aportan información e identificación sobre alguna persona o cuestión exponiendo casos de corrupción y fraudes.

En este caso, el director del Comité de desarrollo de la vivienda de Shanghái llamado Zhou Keng, ligado con los empresarios de los grandes desarrollos inmobiliarios, se suicida mientras estaba arraigado en el Hotel Villa Moller. Este personaje había sido el blanco de los cibernautas cuando expusieron su fotografía donde aparece una cajetilla de cigarros de alto costo, “95 Majestad suprema” (nos enteraremos que ciertas marcas de cigarros se fabrican especialmente para los altos oficiales chinos y la población sólo puede tener acceso a ellos bien por regalo o pagando altos precios).  Al ser expuesto como un funcionario corrupto ligado a intereses y  prácticas desleales para bajar el precio de los inmuebles, se le “zhuangguizó”, una especie de detención extralegal que realiza el cuerpo disciplinario del partido, originada por la incontrolable corrupción del sistema.  Mientras está aislado aparece colgado y ante la duda de si fue suicidio o asesinato, se le pide a Chen Cao que es el más respetado policía de Shanghái que realice una investigación paralela a las de los camaradas Jiang Ke, del gobierno de la ciudad de Shanghai y Liu Dehua, del Comité disciplinario del Partido.

Chen Cao nominalmente es el jefe del escuadrón de casos especiales pero está cada vez más ausente por su cargo en el partido, situación que no le impide realizar su propia investigación, apoyado por sus colaboradores de siempre como Yu, su pareja y amigo y los muy valiosos consejos de su esposa Peiquin y el detective Wei quien morirá sospechosamente.

La poesía, las tradiciones y la maravillosa comida china son referencias obligadas para el policía poeta Chen Cao, en este caso la poesía ligada a los jardines, las creencias sobre los difuntos y la comida de una región de China.  Pero además, utiliza el cuadro de Salvador Dalí, “El enigma de Hitler” para comparar el teléfono roto gigante con una lágrima como el control ideológico sobre la gente, y dice que en China habría solo que cambiar el teléfono con un cable de internet y la foto de Hitler con una de Mao.  Su madre enferma y sus amigos de siempre ahora transformados en millonarios como Overseas Chinese Lu y Mr. Gu, dueño del Grupo del Nuevo Mundo reafirman la solidaridad del pueblo chino.

Pero Chen Cao sabe que ahora está más involucrado con el partido que con la policía y tiene que decidirse por la justicia o por lo que más conviene a los intereses políticos del momento, para los cuales la justicia es como una pelota de color en las manos de un mago, capaz de cambiar de color con solo un latido.

Al principio del libro Chen Cao había conocido a la periodista Lianping del diario “Wenhui Daily en una conferencia titulada “El enigma de China” en la Asociación de escritores de Shanghái. Las páginas finales en el exclusivísimo y carísimo restaurante de Gu, reproducen los maravillosos diálogos entre amigos, intercalados de versos y descripciones de los platillos que se les van sirviendo.  Escéptico le dice que debemos pasar en silencio sobre aquello de lo que no podemos hablar, pero busca la forma de comunicarle los encubrimientos, corrupciones y asesinatos que ha descubierto, sin saber qué va a ser de él cuando entregue su reporte.

En un momento de desencanto y cansancio, recordando sus primeros años de policía y poeta idealista, había recordado a un poeta confucianista, y vuelve a pensar “El tiempo realmente vuela…”

 Autor Qiu Xialong, Shanghái, China. 1953.

Ficha Qiu Xiaolong. Enigma of China. Minotaur Books, 2013.  288 pages. Amazon Kindle Edition.

§

     En Red Mandarin Dress, en español Seda roja,  Chief Inspector Chen Cao, tiene un permiso especial para realizar un trabajo sobre poesía, lo que no le impide apoyar a su ayudante Yu Guangming, en la investigación de los asesinatos de tres jóvenes mujeres encontradas en diferentes partes de Shanghái vestidas con un vestido rojo tipo mandarín. Por una parte las pesquisas nos muestran una ciudad milenaria y al mismo tiempo del siglo veintiuno, nos ponen en contacto con la intensa actividad de los empresarios, sus abogados y su complicidad con las autoridades en la construcción de los impresionantes complejos inmobiliarios y por la otra lo que hay detrás de la historia del vestuario chino de tipo mandarín: la tela, el color y el diseño de los vestidos de las jóvenes Jasmín, Quiao y Tang.

Chen Cao, el poeta metido de detective, estudia las contradicciones en las historias amorosas de la literatura China antigua, busca lo que subyace o estructura esas narraciones y con esta perspectiva percibe la investigación criminal de tal manera que  van desarrollando paralelamente la investigación académica y la policiaca.  Versos de la poesía china tradicional se incluyen en los diálogos de Chen, con sus metáforas tomadas del mundo natural (cielo, luna, agua, viento, etc.), dando a la lectura un ritmo diferente a las novelas de detectives.

Otro aspecto interesante es la introducción de un elemento innovador en el mundo chino: el trabajo policial con un acercamiento psicoanalítico. Al estar estudiando el complejo de Edipo en tres narraciones de textos clásicos, Chen aplica su metodología literaria al indagar la historia de Jasmín, su “mala suerte” que la ha perseguido a ella y a su padre Tian, involucarado en actividades políticas,  la trágica muerte de una joven violinista Mei Ming, su hijo y con la casa que habitaban convertida ahora en un restaurante de lujo.

También nos muestra la vida de las otras dos jóvenes “three-accompanying girl”, algo así como una metáfora para las jóvenes que comen-bailan-acompañan a los hombres.

 Qiu Xialong, Shanghái, China. 1953.

Qiu Xialong, Red Mandarin Dress. New York: St. Martin Minotaur. 2007.310 págs.

Qiu Xialong, Seda roja. Barcelona:Tusquets Eds., col. Andanzas. 2010

§

9781569472422 Desde ésta, su primera novela, Death of Red Heroine, La muerte de una heroína roja en español, que se sitúa en el año de 1990, Qiu Xialong, va mostrando la acelerada transformación de la ciudad de Shanghái y de sus habitantes. Las generaciones que nacieron antes o alrededor de los años sesenta vivieron la llamada Revolución Cultural dirigida por  Mao Zedong, esa ignominiosa campaña política-ideológica en la cual la actividad intelectual fue considerada una actividad contrarrevolucionaria “burguesa”; en 1989 fueron testigos y tal vez participantes de la masacre de la Plaza de Tian’anmen y a partir de la apertura de China, favorecidos o víctimas del tránsito entre el antiguo y el nuevo sistema.

Chen Cao estudió Literatura Comparada y escribió su tesis sobre T.S. Elliot, sin embargo, por decisión del comité de empleos de Shanghái se le designó detective de la Policía. Su primer caso fue investigar la muerte de una joven mujer cuyo cadáver fue encontrado en un río a las afueras de Shanghái.  La mujer asesinada era una joven trabajadora de nombre Guanhong Ying quien había sido considerada como “la trabajadora modelo”; fue asesianda por  Wu Xiaoming, famoso fotógrafo e hijo de un político influyente. El que sepamos desde el principio quién es el asesino no nos afecta la lectura pues lo importante es tratar de encontrar el móvil, según afirma el secretario del Partido Li Guohua, superior y protector de Chen. Finalmente, resolver el caso es sólo una cuestión política entre las fuerzas del antiguo y el nuevo sistema ante la apertura que está llevando a cabo China: el crimen se castiga según lo que es “políticamente correcto” para el partido, no por el crimen, y en este caso, por “la perversa influencia burguesa occidental” del asesino.

La novela refleja las tensiones provocadas por el ascenso de una clase privilegiada y las formas tradicionales de vida de la sociedad china: la solidaridad de la periodista Wang Fu (buscando una visa para reunirse con su esposo, exiliado en Japón); los valores de la amistad de Lu Tonghao, “Overseas Chinesse” y su esposa Ruru (que además nos muestran la forma el incipiente capitalismo a nivel familiar); el ideal conyugal entre el detective Yu Guangming y su esposa Peiquin; el hombre de negocios Ouyang que lo invita a comer exóticos platillos en su viaje a Guangzhou y, tal vez un poco previsible, el amor y entrega de Ling, la novia de Beiging. Dos complementos maravillosos que enriquecen la lectura: los versos de poetas chinos que nos dejan con imágenes como “emancipated wasp waist” o “Time can make the difference. And times flies” y las descripciones de la comida china.

 Qiu Xialong, Shanghái, China. 1953.

Xialong, Qiu. Death of a Red Heroine. New York: Soho Press. 2000.  464 págs.

 

Gianrico Carofiglio, “Reasonable Doubts”

DetectiveGuido Guerrieri

  Reasonable Doubts. Dudas razonables, del  italiano Gianrico Carofligio, es la tercera novela que tiene como protagonista al abogado criminalista Guido Guerrieri.  Lo más interesante de esta novela es que nos muestra algo de cómo se mueven los procesos judiciales en Italia, aparentemente más lentos y menos rigurosos que en otras partes del mundo. Además, la narración en primera persona presenta sus reflexiones, críticas y dudas acerca de la justicia  y sus conversaciones con el policía inspector Carmelo Tancredi y su amigo el fiscal Andrea Colaianni  complementan el panorama que podemos tener del sistema de justicia italiano y que contrasta con el de otras partes del mundo.

Guido Guerrieri es un abogado criminal,  cuarentón, soltero y suspirando porque llegue la pareja ideal que parecía ya tenía pero se le fue. Gusta de recorrer las calles de Bari, visitar la librería Osteria del Caffellate que abre de diez de la noche a seis de la mañana,  leer, ir al cine y a veces cocinar.

El caso que se narra es el de Fabio Paolicelli, encarcelado porque la policía encontró cuarenta kilos de cocaína de gran calidad en su coche, cuando regresaba de vacaciones de Montenegro,  con su esposa y con su hija.  Después la esposa fue abordada por una persona que le dio una tarjeta para que contratara a Corrado Macri, abogado de Roma, y quien le dijo que él se haría cargo de la defensa de su esposa. Pero Fabio recibió una condena de dieciséis años de prisión.

En la cárcel Fabio oye hablar del Guido y le pide a su esposa Natsu Kawabata, una bella italo-japonesa que lo contrate para apelar la sentencia.   A Guido no le gusta Fabio; reconoce al joven fascista que lo golpeó cuando él tenía catorce años, pero por un lado tiene dudas sobre su culpabilidad y, además, se siente muy atraído por la bella Natsu.

AutorGianrico Carofiglio, Italia. 1962.

Carofiglio, Gianrico – ‘Reasonable Doubts‘ (translated by Howard Curtis). United Kingdom: Bitter Lemon Press.  275 pages.  2007. Kindle book, Amazon.

Franck Thilliez. “Syndrome E”

Detective Lucie Hennebelle y Franck Sharko

    No es una buena novela y tal vez es un thriller escrito siguiendo recetas para hacerlo un bestseller y por lo tanto muy previsible. Pero entretiene y parece estar bien informado de cosas interesantes, aunque mezcle muchas peras con manzanas: psiquiatría, neurociencia aplicada al comportamiento de los compradores en “neuromarketing”, historia del cine y teoría cinematográfica, mensajes subliminales, la legión extranjera en Francia y experimentos de la CIA comparables a los que realizaban los nazis.

La teniente de la policía de la ciudad francesa de Lille, Lucie Hennebelle, tiene internada a una de sus gemelas por un problema estomacal cuando recibe la llamada de un ex amante suyo. Le dice que se ha quedado ciego cuando veía un cortometraje que acababa de comprar al hijo de un coleccionista de filmes recién fallecido. El cortometraje realizado en los cincuenta en blanco y negro y mudo, empieza con un círculo blanco y presenta una secuencia de escenas perturbadoras.

Por otra parte, el comisario Franck Sharko de la policía criminal de París sufre de esquizofrenia desencadenada por la trágica muerte de su esposa e hija, que nunca se aclara bien, y como consecuencia alucina la presencia de una joven llamada Eugenie que lo irrita con sus críticas.  Su jefe lo saca de su licencia médica para que realice el perfil de el o los asesinos de cinco personas cuyos cadáveres fueron encontrados enterrados, con las manos cortadas, la cabeza abierta y el cerebro, los dientes y ojos extraídos.

Muy presumiblemente por nuestra parte, y un poco artificialmente por parte del autor, ambos casos se conectan y sin planearlo empiezan a trabajar conjuntamente y por supuesto, se atraen. Sharko viaja a Egipto pues se sabe de los cadáveres de tres jóvenes encontradas en 1994 en las mismas características, mientras Lucie va a Canadá para rastrear al posible realizador del cortometraje pues han descubierto que bajo la capa del cortometraje aparecen otros recuadros añadidos que proyectan escenas que son como un filme oculto debajo del otro para enviar mensajes subliminales a través de la percepción.

 A lo  largo de las investigaciones escucharán la expresión “Síndorme E” que en Wikipedia se define como una muy violenta contaminación mental desencadenada o provocada por un catalizador, los acercará a la resolución de los crímenes.

Continúa la serie de Lucie Hennebelle y Franck Sharko con  Atomka, y Gataca.

 AutorFranck Thilliez. Francia, 1973.

FichaFranck Thilliez. Syndrome E. New York: Penguin Group. 2012. 384 pages. Amazon, Kindle store.

Jorge Ibargüengoitia. “Dos crímenes”

Detective El boticario José Lara

Los primeros ocho capítulos de esta pequeña y muy divertida novela de Jorge Ibargüengoita, publicada en 1979, están narrados por el protagonista, Marcos González, apodado “el Negro”. Del noveno al décimo cuarto, por José Lara, el boticario del pueblo de Muérdago en el Estado del Plan de Abajo: “Lo que voy a contar es lo único notable que me ha pasado en la vida: después de cincuenta años de ser boticario, me convertí en detective. No puedo decir que triunfé en este segundo oficio, pero lo desempeñé mejor que los profesionales que intervinieron en el caso que me tocó resolver”.

En una cena entre amigos en el departamento de la ciudad de México de Marcos y de la Chamuca, llegan dos personas que no estaban invitadas, Pancho,  que trabaja en la Procuraduría y Evodio Alcocer “activista de corazón”. Al día siguiente, y ante el convencimiento de que la policía es capaz de “colgarle cualquier delito a quien sea”, deciden huir  porque se les están abribuyendo haber participado en un acto terrorista, el incendio de la tienda de ropa “El Globo”.   Se reparten el dinero que tienen, y con setenta y un pesos cada uno, la Chamuca se va Jerez, a casa de una prima, y Marcos a Muérdago, a pedir dinero prestado a su tío Ramón Tarragona, el hombre más rico del pueblo, al que no había visto en diez años.

Marcos se aparece en la casa del tío con barba, jorongo y “botas argentinas”. El tío Ramón está ya muy enfermo y sus primos los “Tarragona”,  “los hijos del guapo”, el único hermano del tío Ramón, están muy cercanos a él, esperando ansiosamente la herencia. Marcos es sobrino por parte de Leonor, la difunta esposa de Ramón quien era hermana de su madre. Ya los cuatro Tarragona, tres hombres y Amalia, prácticamente se han dividido la herencia y Amalia se mudó a la casa del tío, con su hija Lucero, hija del “gringo” para cuidarlo de cerca junto con la fiel sirvienta Zenaida.

Se ha llamado “costumbrista” a esta novela de Ibargüengoitia porque sus descripciones de la vida íntima de un pueblo y de sus personajes paradigmáticos, son contadas de forma coloquial, con humor, muy amenas y divertidas, como si no fuera posible que se pudieran narrar así crímenes con veneno, (“veneno de pueblo”: el agua zafía)  intereses mezquinos, mentiras, traiciones, pasión, corrupción, investigación y sorpresas inesperadas, características todas éstas de un muy buen thriller.

AutorJorge Ibargüengoitia, México (1928-1983)

FichaJorge Ibargüengoitia. Dos crímenes. México: Ed. Planeta. 2005. 211 págs.

Bernhard Schlink, “Self´s Punishment”

Bernhard Schlink, “Self´s Punishment”

Gerard Self

Usualmente la trama de una novela se desarrolla a partir de acontecimientos que son causa de un acontecimiento mayor o más importante y de alguna manera, como lectores, siempre tenemos que imaginarnos qué pasó o sucedió después del desenlace. Los libros que muestran ese después pueden ser muy interesantes, como los libros de Bernhard Schlink (el autor de “The Reader,” el best seller cuya adaptación al cine le hizo ganar el Oscar a Kate Winslet).que tratan cómo Alemania, el gobierno, la sociedad y los individuos tuvieron que irse adaptando a la condición de la derrota

Schlink escribió 4 thrillers ambientados en los noventa con el detective Gerald Self como protagonista. En el primero, Self´s Punishment, escrito con Walter Popp, Self es un irascible y muy obstinado viudo de 68 años, es aficionado a un coctel de ginebra llamado Aviateur y a los cigarros Sweet Aton  y vive en constante búsqueda de una pareja . Carga con cierta culpa por haber servido como fiscal al servicio de los nazis cuando era un joven abogado,  por lo que después de la derrota abandonó su carrera y se convirtió en detective privado.

El primero de la serie, Self´s Punishment (título con doble sentido: “El castigo de Self” o “Autocastigo”), se ubica en de Mannheim-Ludwigshafen, dos pequeñas ciudad al sudoeste de Alemania separadas por el río Rin; esta región  durante la Segunda Guerra Mundial fue un importante centro industrial nazi y desde el siglo XIX sede de la multinacional empresa farmacéutica BASF alrededor de la cual se han desarrollado ambas ciudades.

En la ficción de la novela, la compañía farmacéutica Rhineland Chemical Works se había fundado en 1872.  Se destaca el hecho de que el ritmo de la producción de la compañía y la velocidad del viento determinan que la región o alguna parte de ella vivan con el permanente olor de cloro, sulfuro o amonia. Todos los aspectos de la compañía son manejados a través de una computadora central que por ley está conectada al sistema de cómputo de la region que regula la concentración de vapores y emite alarmas en el caso de peligro de intoxicación.

Korten es el Director General de la compañía,  amigo y ex cuñado de Gerard Self a quien acude para que investigue quién o quiénes podrían estar hackeando la red de cómputo de la compañía que había provocado incidentes que pudieron tener graves consecuencias. Por ejemplo, 57 directores habían estado recibiendo un sobresueldo mensual sin que se hubiera detectado a tiempo; la compañía india que provee los monos para los laboratorios de experimentación había recibido una solicitud por cien mil monos en vez de los mil monos que regularmente requerían; el sistema de cómputo de la región había hecho sonar la alarma de alta concentración de gases que provocó un caos en la fábrica.

La serie de Gerald Gerarld Self como detective comprende los siguientes títulos:1987, Selbs Justiz (La Justicia de Selb) con Walter Popp; 1988 Die gordische Schleife (El nudo gordiano); 1992 Selbs Betrug (El engaño de Selb) y 2001, Selbs Mord (El fin de Selb).

Bernhard Schlink. Alemania, 1944. 

Bernhard Schlink and Walter Popp. Self’s Punishment. New York: Vintage Crime. 2005. 248 págs.

Back to top